Saltar al contenido

Bridgestone Battlax HyperSport S20

(Esther Nubiola desde Portimao, Portugal) El gigante Bridgestone convocó a la prensa internacional hace unos días en un excitante evento en el arrollador Autodromo do Algarbe en Portimao, Portugal. Un circuito rápido, exigente, seguro y muy, muy divertido. El motivo era presentar la nueva incorporación en su gama de neumáticos sport turismo: el HyperSport S20, ya anunciado a finales del año pasado y a la venta desde enero de este 2012.

El nombre: S de Sport, para que nos entendamos

    Recibe todas las noticias cada martes

    Se llama Battlax Hyper Sport S20. ‘S20’ a secas para los amigos. Huyendo de las últimas tendencias de poner nombre a los neumáticos como si fueran perfumes o bolsos de piel de cocodrilo, y con la intención de simplificarnos la vida en la comprensión y elección de neumáticos, Bridgestone está renombrando sus neumáticos: una R para los neumáticos “racing” (como el R10) , S para los «sport”, T para los “touring” y SC para los “scooter”. ¡Todo un detalle! ¿Y exactamente dónde encaja el S20 en la família Bridgestone? Directamente en lo más alto de gama sport-turísticos de la casa, es decir, por encima de sus hermanos pequeños BT016 y del BT016Pro, sólo a un pasito del racing-circuitero BT003.

    El objetivo-amplio

    Con el adjetivo de “polivalente” por bandera, el segmento al que se dirige el S20 va desde motos que circulan en ciudad hasta motos que afrontan largas rutas, tanto de media como de alta cilindrada. El objetivo de Bridgestone se ha centrado en avanzar y seguir desarrollando un neumático que mejorara el grip en seco y mojado, manteniendo el kilometraje que ya se había mejorado en el BT016Pro.

    El diseño-moderno

    Nuevos surcos para el agua más amplios, siguiendo el camino iniciado en los BT016Pro, contundentes, sin dibujos artísticos pero de trazado moderno. «En realidad una marca tiene muchas combinaciones para hacer un dibujo para el agua, en realidad gran parte es puro marketing, puro diseño,» explicaba el jefe de prensa de Bridgestone Europa.

    El perfil-redondo

    Más determinante y condicionado viene el perfil de la rueda, siendo la tendencia en los últimos años a hacer neumáticos muy puntiagudos y agresivos, de espíritu racing que además de dar muchas sensaciones, facilitan “el trazado de curvas triangulares” en circuito. La idea de Bridgestone ha sido optar por un neumático muy redondeado, que facilita y magnifica la pisada en casi todos los ángulos de inclinación, se comporta con progresividad tanto al entrar como al salir de la curva y tiene una firmeza mucho más homogénea.

    El compuesto y la carcasa -Hi tech

    Orgullosos de la transferencia de información que les permite la burrada de datos que acumulan gracias a su monopolio en MotoGP, Bridgestone sigue con la idea del doble compuesto de triple capa (3LC) con una nueva segmentación de los compuestos blandos y más duros: ampliando el rango de compuesto duro en la trasera y el blando en la rueda delantera.

    Respondiendo al motivo por el cual se trabaja con tres capas, si se llegó a las cinco en su día, nos comentaron que a veces “la competencia te hace complicarte demasiado, y así terminamos con cinco bandas de rodadura (nota: en el BT016), cuando con tres hemos comprobado que se es mucho más eficiente”.

    La carcasa mantiene el sistema Mono-Spiral Belt (MSB) y el High Tensile Super Penetrated Cord (HTSPC) para optimizar la firmeza y la huella de contacto en todos los ángulos de conducción y para ofrecer un mayor agarre en todas las condiciones. Se ha trabajado especialmente en el “cómo” se alcanza la temperatura óptima gracias al compuesto con Silica Rich y el polímero NanoPro-Tech™, propiedad de Bridgestone, buscando un agarre seguro desde el principio sin sacrificar la durabilidad, lo que significa también agarre sobre mojado y a bajas temperaturas.

    Transparencia

    Se agradece la sinceridad en las declaraciones del staff de Bridgestone durante la rueda de prensa. En relación a las prioridades trabajadas en el desarrollo del S20,  “sabíamos que había algunas cosas que no habían funcionado muy bien en el BT16 así que sacamos el BT16Pro, que en realidad no estaba previsto en la linea de desarrollo de la casa,” asegura la marca. Declaraciones poco habituales en una marca japonesa donde jamás se confiesan las debilidades. Con el S20 la idea es dejar claro que se han enmendado debilidades del pasado, haciendo referencia en especial al kilometraje y a que el S20 es un neumático de alta calidad.

    En relación a la abierta intención de transparencia, fue interesante la mención del trabajo hecho por el Centro de Pruebas Motorrad en Stuttgart. Bridgestone encargó una prueba comparativa a fondo a los compañeros alemanes, ¿el objetivo? poner a prueba el S20 frente a la competencia más directa. Ante nuestra mirada escéptica, pronto aclararon… “ni siquiera les dimos los neumáticos, fueron ellos quienes los pidieron a los suministradores que desearon”. Así que podéis echar un vistazo a sus resultados (en inglés) en este enlace: http://www.bridgestone.eu/ s20-test.

    La prueba “a fondo” en circuito

    Lo espectacular de poner un neumático de calle en el circuito es que realmente nos permite tomar conciencia de la cantidad de tecnología que llevamos a diario en nuestras motos. Llevarlos a un límite que seguramente jamás conoceremos en carretera a menudo da las respuestas… y con el S20 habían muchas preguntas que responder: primero, averiguar la rapidez a la que los S20 alcanzan temperatura suficiente de confianza; luego, saber si el grip era todo lo bueno que nos prometían, y en tal caso, durante cuántas tandas se mantendrían sus prestaciones.

    Otro aspecto que me interesaba comprobar era hasta qué punto, la nueva forma del perfil era una ventaja o un inconveniente en el manejo; y por último, descubrir su estabilidad en recto, sobretodo en esa tremenda recta de Portimao, así como su reacción en motos potentes o con control de tracción.

    Nota sobre las presiones: naturalmente no salimos con presiones de calle, si no algo más bajas para adaptarlas a las circunstancias, siendo 2.1 detrás y 2.3 delante en frío, corrigiendo luego en caliente según indicaciones de los propios técnicos de Bridgestone que nos asistieron durante el evento.

    Empecé con una Suzuki GSX-R 750 -moto equilibrada que conozco casi de memoria- para tener una primera lectura cuanto más “limpia” posible del S20. En las siguientes tandas pude escalar hacia la ágil Triumph Daytona 675R y de ahí hasta la poderosa BMW S1000RR, mucho más exigente con los neumáticos (y con el puño!). La confianza que da el neumático resulta instantánea ya desde la segunda vuelta y en todo el perfil. Todas las sensaciones son muy nobles tanto a baja velocidad como al empezar a subir el ritmo, nobleza que se mantuvo a lo largo del día.

    Más sensaciones buenas fueron para el agarre, que sin tener la sensación típica de “chicle”, comprobamos es altísimo desde el principio y con constancia a lo largo de las vueltas. ¡Si hubierais visto como salía Jeremy McWilliams en frío y con el control de tracción desconectado! Muy rápido, la verdad es que íbamos muy, muy deprisa, y parecía que una vez con el casco puesto, nadie se acordaba de si la S era de Sport o de Supersport! No hubo sustos, ni patinazos, ni oí a nadie decir “el neumático se me viene abajo”… incluso la honestidad de respuesta al acelerador abriendo con agresividad fue una grata sorpresa. Sin desgarres en el desgaste aun a pesar de pilotar tandas con motos de gran potencia, y teniendo en cuenta la exigencia de algunas curvas ciegas de Portimao, a las que se llaga muy rápido, sin ver nada, y te precipitas a una curva eterna sin cortar, confiando sólo en ese precioso trozo de caucho negro.

    El perfil redondo en recto es muy estable, algo que se repetiría al día siguiente en la prueba en carretera. A más de 250km/h la sensación era de estar aplastando el neumático contra el suelo y con el manillar… quieto. Bridgestone nos insistió en la importancia cedida a la necesidad de un neumático “que te ayude a levantar la moto”. Es cierto que apenas hay que pensar para levantar la moto a la salida de las curvas y al final del día uno se cansa mucho menos. La forma redondeada también condiciona la entrada en curva y el pilotaje en general, evitando cualquier sensación de vértigo al tumbar o entrar en curva. Algo que en mi opinión personal quita parte de las emociones/ sensaciones/diversión, pero que a la vez entiendo acertado en un neumático para carretera, donde se va a disfrutar de rutas o viajes largos y donde la sensación de control es primordial.

    Su medio natural- la carretera

    Para la ruta que realizamos por las carreteras de la región de Meia Praia pudimos probar el neumático tanto en motos naked de cilindrada media como también en grandes ruteras, más pesadas y por tanto más exigentes en lo que se refiere a confort y manejabilidad. Nos encontramos con muchos baches y realmente resultó confortable y sin sorpresas ni de agarre ni de fiabilidad. Algunas zonas con tierra tampoco fueron inconveniente; en general los neumáticos se adaptan bien al carácter de una amplia gama de de motocicletas. Me quedé con las ganas de probar los neumáticos en mojado, pues BR anuncia muy buen comportamiento en suelo deslizante. Habiendo probado los Bt016Pro en circuito mojado con muy buenas sensaciones, cabe esperar que el S20 sea excelente en este campo.

    S20 vs BT016Pro

    La pregunta lógica es: si el S20 es mucho mejor que el BT016 en todo y no es peor en nada, ¿por qué debería un usuario decantarse por el BT016/Pro? ¿Realmente no se sacrifica alguna prestación? ¿ Es tan distinto el precio? o ¿El BT16Pro está destinado a desaparecer pero primero hay que sacarse el stock de encima?

    Las respuestas fueron sencillas y de nuevo sinceras, tanto desde Bridgestone España como de los representantes de la central en Bruselas: “Las prestaciones son superiores en todos los sentidos sin perder en ninguna faceta. En principio habrá algo de diferencia en el precio, entre un 5-15%, pero tampoco excesiva. De momento no pretendemos hacer desaparecer los BT16/Pro. Lo que pasa es que si las demás marcas ofrecen tres productos para cada gama, nosotros estamos obligados a tenerlos también”.

    Medidas

    Delantero 110/70 ZR17 S20F (54W) TL
    120/60 ZR17 S20F (55W) TL
    120/70 ZR17 S20F (58W) TL
    130/70 ZR16 S20F (61W) TL
    Trasero 150/60 ZR17 S20R (66W) TL
    150/60 ZR17 S20R (66W) TL
    170/60 ZR17 S20R (72W) TL
    180/55 ZR17 S20R (73W) TL
    190/50 ZR17 S20R (73W) TL
    190/55 ZR17 S20R (75W) TL
    200/50 ZR17 S20R (75W) TL

     Puedes ver todas las imágenes de la presentación en este enlace: Bridgestone Battlax Hypersport S20

    ¿Sabías que…?

    Bridgestone es el homólogo en inglés del nombre de su fundador en Japonés Shojiro Ishibashi (1889-1976) que significa “piedra puente”.

    Los neumáticos actualmente utilizan caucho natural, pero es tan carísimo que deben incorporar caucho artificial. El problema es que este no tiene las mismas prestaciones -ni de lejos- que el natural, y en productos para Turismos se puede utilizar en mayor cantidad que en productos para Motos que exigen alta calidad. Bridgestone acaba de lanzar un proyecto para investigar sobre la producción sostenible de caucho natural.

    Bridgestone tarda un año y medio o dos años en sacar un nuevo neumático…así que nos confirmaron que ya están trabajando en el sustituto del S20.

    PROS: agarre inmediato, confianza, confort

    CONTRAS: carácter algo aburrido

    OFERTA No. 1
    BRIDGESTONE 120/80-16 60P BATTLAX SC TL
    • MC-Sctr-All Pos-Bias
    • Indice de carga : 60
    • Código de velocidad : P
    OFERTA No. 2
    120/70ZR 17 58W BT016 PRO F TL
    • Producto de alta calidad
    • Solo los neumáticos, sin rueda incluida
    • Neumático nuevo
    OFERTA No. 3
    BRIDGESTONE 90/90-14 46P BATTLAX SC FRONT TL
    • Fabricante: Bridgestone
    • Tipo de neumático: Neumáticos de verano
    • Ancho: 90 mm, sección transversal: 90, Diámetro: 14 pulgadas
    • Índice de velocidad: P, load índice: 46
    • El neumático se suministra sin llanta.