Una Honda CB750 custom inspirada por BMW Motorsport

El diseñador Gaige Reed construyó esta CB 750 no para homenajear a Honda, la firma japonesa que la trajo originalmente a la vida, sino a BMW Motorsport y los vehículos de competición de la marca en los años setenta.

Decorada con los mismos colores que los BMW que competían en el DTM en la década de los setenta, hasta las ruedas disponen de esta decoración. La pintura empleada, de hecho, reproduce los mismos tonos empleados. Sobre fondo blanco los tonos azules de BMW y el rojo de Texaco, partner de la marca bávara.

    Recibe todas las noticias cada martes

    Desmontando por completo la CB750, reconstruyó y restauró cada uno de los elementos, eliminando los elementos principales superiores por una nueva línea más horizontal. Formada por el nuevo depósito y el colín que continúa la línea marcada por este, que además incluye el asiento. Estos últimos fabricados sobre fibra ex profeso.

    La nueva imagen es más moderna pero con líneas más propias de aquella década, rematada con detalles sutiles pero importantes, como la luz trasera conformada por varios LEDs encastrados en el colín trasero.

    La mecánica está completamente reformada, así como el escape, ahora dispone de uno de estilo Yoshimura 4 en 1. El cableado es totalmente nuevo, mientras que la batería se ha ocultado inteligentemente en el cuadriculado colín trasero.

    El resultado es una café muy original, huyendo de las formas orgánicas que ya se están convirtiendo en costumbre tanto en el panorama custom como en la industria, mostrando una alternativa de diseño muy original, a la vez que excelentemente ejecutada.

    Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

    Deja un comentario

    Salir de la versión móvil