Saltar al contenido

El Yamaha Banshee entre los 10 mejores quads de todos los tiempos según ATV Rider

No deja de sorprenderme lo difícil que es olvidar algo que realmente llegó para cambiar las cosas, o que marcó una época por algo en concreto o simplemente porque era una barbaridad sin sentido. El mundo del motor es muy ducho en estos menesteres y en todas las categorías y segmentos existe algo que siempre será recordado. Por ejemplo y sin salirnos de las motos, las Bultaco Metralla siempre están en la mente de todos los aficionados, la Kawasaki ZZR 1100 es otra de esas máquinas que a pesar de estar totalmente sobrepasadas, siguen siendo la preferida de muchos. ¿Y que me decís de la Ducati 916/998? a estado marcando las pautas de la firma italiana durante muchos años a pesar de no estar al nivel de las actuales Superbike.

Todos esos modelos catalogados como ‘míticos’, hicieron que las cosas nunca volvieran a ser iguales y evidentemente, en el mundo del quad también existen modelos míticos. Más bien, yo diría que está ‘El Mítico’ y luego el resto, porque aún sigo viendo foros repletos de personas hablando del Yamaha Banshee y en Internet hay cientos de anuncios de compra-venta con el Yamaha Banshee como protagonista. Y no solo en España, también en otras partes del mundo. ¡¡Incluso se sigue vendiendo en Argentina!! Mira la página web argentina de Yamaha No extraña por tanto que la publicación ATV Rider lo haya considerado uno de los 10 mejores quads de todos los tiempos.

El Yamaha Banshee apareció en el año 1986 y se vendió en España hasta el 2006. 20 años en el mercado sin apenas cambios es decir mucho sobre un producto. Cuando el Banshee se puso en escena, supuso el primer ATV deportivo, pensado únicamente como un producto ‘de carreras’ y no uno que valía para el trabajo y para el tiempo de ocio. De hecho, yo siempre he separado el quad del ATV. El ATV es un producto que pensado tanto para trabajar como para el ocio, tiene tracción total, cambio automático y suelen ser muy grandes. En cambio el quad suele ser más pequeño y pensado para escapadas a todo trapo, cambio manual y solo propusión entre otras cosas. Pero creo que me desvío del tema.

Recibe todas las noticias cada martes

Volviendo con el Banshee, la receta era sencilla. Chasis tubular, suspensiones de calidad y el motor de la Yamaha RD 350, un bicilíndrico ‘2T’ que se revisó y retocó para la ocasión perdiendo la válvula de escape, recibiendo una nueva distribución y encendido y unos pistones con cabeza plaza para rebajar la compresión entre otras cosas. La idea era hacer ese motor un poco más dosificable pues el segmento venía de haber sufrido un terremoto brutal por culpa de los ‘trike’ y no querían más líos, pero si altas prestaciones.

Ahora es una leyenda, ‘El Quad’ como he leído en algunos portales y eso, que no era precisamente una hermanita de la caridad, con un consumo altísimo tanto de gasolina como de aceite, problemas de alimentación por los carburadores o problemas para dar con la puesta a punto adecuada.

Realmente, y ahora que me paro a pensar, es posible que su rendimiento y esos problemas fueran precisamente los motivos para auparlo a donde nadie será capaz de bajarle.