Saltar al contenido

Honda VFR750R (RC30)

El pasado mes de enero se batió el récord de venta de uno de los modelos más reconocibles de la casa Honda, la mítica VFR750R, más conocida como RC30.

En un evento de la casa de subastas británica Bonhams, celebrada en Las Vegas, fue vendida por un precio completo, incluyendo impuestos, comisiones y suplementos, de 52.900 dólares, unos 49.900 euros al cambio vigente en el momento de escribir este artículo.

    Recibe todas las noticias cada martes

    La Honda RC30 es uno de los modelos de más solera de la casa japonesa, creada a mediados de la década de los ochenta con el fin de ganar el Campeonato del Mundo de Superbikes. Gesta que conquistó en varias temporadas, ayudando a cimentar el atractivo de este modelo.

    Contaba con tecnología y materiales extraídos directamente de la competición, como el chasis y el motor, que era básicamente el mismo que empleado en carreras. Este contaba con bielas de titanio, toda una rareza y exquisitez en la época, lo que convertía a la VFR750R en la referencia absoluta de su segmento.

    Su tecnología revolucionaria la puso a la cabeza de las deportivas del momento, tal y como Honda había previsto, ya que dotaron a esta montura de toda la tecnología empleada en la versión de competición, con el único propósito de crear una máquina que fuera la referencia deportiva.

    La unidad subastada en Las Vegas el 8 de enero pertenece a las últimas unidades fabricadas, en 1990 y cuenta con un estado de conservación impecable, como deja entrever las escasa 754 millas que marcan su cuentakilómetros. Toda una joya de coleccionista, pieza indispensable en cualquier colección de dos ruedas que se precie.