El futuro de Voxan en el aire

El 15 de enero era la fecha prevista para comenzar la liquidación de Voxan. Pospuesta en varias ocasiones esperando poder tener un comprador, la luxemburguesa Fortune Immobilière y Sodemo habían mostrado su interés en la compra, el tribunal de comercio de Clermont-Ferrand ha ordenado la liquidación de la marca de Issoire.

A partir de ahora se abre un periodo de subasta de los activos de la marca -entre ellos algunas motos, piezas de recambio y herramientas- por un millón de euros aproximadamente, cifra que será empleada para pagar parte de las empresas subcontratadas.

De todas formas, Sodemo, uno de los posibles compradores, ha mostrado ya su intención de apelar a esta decisión, intentando salvar el nombre de una marca que comenzaba su andadura hace 14 años y que en 2001 ya vivió un episodio parecido.

1 Comentario
  1. no hay ninguna empresa española que pueda en pujar por esta marca

Deje una respuesta