Todo listo para el Red Bull New Year No Limits

La noche del sábado 31 volverá a convertirse, un año más, en todo un espectáculo de la mano de Red Bull y su New Year No Limits, en esta ocasión un espectáculo doble, ya que LaVallee con su snowmobile, y Robbie Maddison con su moto, saltarán simultáneamente la bahía de San Diego.

El salto cubrirá los 92 metros que separan la parte norte de la sur del puerto deportivo “Embarcadero Marina Park”. LaVallee intentará batir su propio récord de 110 metros, mientras que Maddison tratará de lograr un salto de más de 120 mts, para superar el récord actual, que está en 119 mts.

Este mismo evento no pudo celebrarse el pasado año debido a un accidente de LaVallee mientras entrenaba, pocas horas después de haber superado el récord mundial de longitud, con un salto de 110 metros con su moto de nieve. Recuperado ya del accidente, LaVallee admite sentirse “muy afortunado por volver al evento Red Bull: New Year. No Limits. No hace falta recordar que el año pasado las cosas no salieron bien y, por eso, estoy encantado y emocionado de tener otra oportunidad de participar en este evento tan especial”. La falta de nieve en San Diego no será un obstáculo para LaVallee, que utilizará hierba artificial para conseguir la adherencia necesaria para alcanzar la máxima velocidad y saltar en buenas condiciones.

Robbie Maddison fue el encargado de inaugurar esta singular forma de dar la bienvenida al año nuevo; fue en 2007, cuando saltó con su moto nada menos que 98 metros en un campo de fútbol americano de Las Vegas: “Saltar lo más lejos posible es una de mis pasiones. Tener la oportunidad de volver a hacerlo en Nochevieja, en la bahía de San Diego, es un privilegio. Mi objetivo es llegar a los 120 metros. No solo se trata de lograr el récord del mundo, sino de entender este reto y el compromiso que se requiere para lograr lo que muchos consideran un salto imposible”.

De cara a la cita de Nochevieja, LaVallee y Maddison se han preparado con expertos, físicos e ingenieros de Red Bull, además de con sus propios ayudantes, con el fin de poder sacar el máximo tanto a sus cuerpos como a sus máquinas.

Tras la cancelación del evento de 2010, esta será la cuarta edición de New Year. No Limits. En 2008, al tiempo que Maddison subía y bajaba del Arco del Triunfo de Las Vegas, Rhys Millen realizó un backflip con su vehículo TT de carreras que no completó por un escasísimo margen. En 2009, Travis Pastrana saltó con su coche de rally nada menos que 82 metros sobre el agua para aterrizar en una enorme barcaza desplegada en plena bahía de Long Beach.

¿Conseguirán este año Maddo y LaVallee el objetivo?

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta