Bridgestone anuncia la selección de neumáticos para Indianápolis

© Bridgestone Motorsport.

© Bridgestone Motorsport.

El Mundial de MotoGP vuelve a hacer las maletas para cruzar el charco y viajar hasta los EE. UU., en esta ocasión al mítico circuito de Indianápolis.

La duodécima prueba del Mundial se disputará sobre la pista norteamericana que, este año, presenta nuevo asfaltado, un añadido extra a las altas temperaturas esperadas para el fin de semana, y un reto a sumar para las gomas de la marca nipona.

Para esta ocasión, Bridgestone ha elegido estos compuestos:

Delantero: Blando, Medio y Duro.

Trasero (asimétricos): Duro y Extra Duro.

© Bridgestone Motorsport.

© Bridgestone Motorsport.

El circuito de Indianápolis tiene tres zonas bien diferenciadas; el famoso óvalo, la zona interior del circuito, construida para la F1 en 1999; y la zona nueva construida específicamente para MotoGP. Durante las anteriores visitas, cada una de estas secciones ofrecía una superficie diferente con distintos niveles de agarre; este año, todo parece indicar que el reasfaltado del circuito ha nivelado los índices de agarre en las distintas zonas, ofreciendo una superficie más consistente y suave, lo que ayudará a los pilotos y los neumáticos a ganar estabilidad y evitar los baches existentes en el pasado.

En teoría, el nuevo asfalto debería contribuir a un desgaste progresivo de los neumáticos pero al mismo tiempo, el desconocimiento de la superficie supone todo un handicap para las gomas. Nicky Hayden rodó en Indianápolis hace unas semanas y sus primeras sensaciones fueron muy positivas.
© Bridgestone Motorsport.

© Bridgestone Motorsport.

La tipología del circuito hace que el desgaste sobre el hombro izquierdo de los neumáticos sea mayor, de hecho es unos de los trazados más exigentes en este aspecto debido al número, longitud y velocidad de las curvas de izquierda. Por esta razón es el único Gran Premio en el que Bridgestone ha optado por elegir un compuesto extra duro, aunque en el hombro derecho, tanto del compuesto duro como el extra duro, la goma blanda alimenta el hombro derecho.

Hiroshi Hamshima, asistente al director de la división de desarrollo de neumáticos deportivos de Bridgestone, nos explica cómo los informes sobre el nuevo asfalto son positivos: «IMS ha hecho un gran trabajo en el reasfaltado del circuito, lo que dará unas condiciones más consistentes. No cambiará las demandas físicas sobre los neumáticos, porque las curvas siguen siendo las mismas y no han sido rediseñadas, así que no hemos cambiado nuestra selección de compuestos respecto al año pasado, sólo añadimos un tercer compuesto delantero ajustándonos a la nueva reglamentación.
© Bridgestone Motorsport.

© Bridgestone Motorsport.

La velocidad seguramente será más alta porque la superficie y el agarre será más consistente, sobretodo en zonas con claros cambios en las características del circuito como la sección abierta diseñada para MotoGP y la zona interna al famoso óvalo diseñada para F1. La superficie es mucho más homogénea lo que también ayudará ya que los baches interrumpían el contacto de los neumáticos y por esta causa, el año pasado vimos unas cuantas caídas.

Indianápolis es un circuito relativamente duro para el hombro izquierdo de nuestros neumáticos, en particular por la velocidad y longitud de las curvas de izquierda, como la curva uno y cinco. Permanecer inclinado durante un periodo de tiempo relativamente largo crea una de las temperaturas más altas del año para los neumáticos traseros, y por esta razón, Indianápolis es el único Gran Premio del año en el que seleccionamos un compuesto de goma extra dura para el lado izquierdo de nuestros neumáticos traseros

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta